Biografía


Mons. Agripino Antonio Núñez Collado, es un dominicano que ha dedicado su vida al servicio de la Iglesia Católica, la educación, el fortalecimiento de la democracia y, en general al mejoramiento de la sociedad dominicana. Es Rector de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra desde 1970, Institución a la que se integró como Vicerrector en el año 1963.

Monseñor Núñez Collado es licenciado en Filosofía de la Universidad Autónoma de Santo Domingo y en Teología y Derecho Canónico de la Pontificia Universidad de Salamanca. Obtuvo grado de Maestría en Administración de la Universidad de Puerto Rico.


Desde los diferentes roles que le ha tocado desempeñar como fundador, Vicerrector y Rector, ha impulsado y traducido en realidades concretas y exitosas los principios filosóficos educacionales que dieron origen a la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra.

La Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra bajo el liderazgo visionario de Monseñor Núñez Collado, en las últimas décadas, ha sido un importante factor para el impulso y la sostenibilidad del proceso de crecimiento y desarrollo de la República Dominicana. Por eso, observadores nacionales e internacionales han considerado a esta institución como uno de los mayores logros del espíritu y el trabajo de los dominicanos en los últimos tiempos.

Bajo su Rectorado la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra, se ha consolidado. Educadores y expertos en desarrollo nacionales e internacionales la catalogan como la mejor universidad dominicana y una de las mejores de Latinoamérica, garantizando a sus egresados una formación integral, humanística y de una alta calidad académica. Monseñor Núñez Collado ha sido, en nuestro país, el fundador de un modelo de inclusión social, basado en el establecimiento de un Programa de Crédito Educativo privado que ha asegurado asistencia económica apropiada, desde el mismo nacimiento de la Universidad, al treinta y tres por ciento de sus estudiantes. Miles de jóvenes dominicanos, de muy escasos recursos, han roto la barrera económica y cultural de la pobreza crítica, a través de este programa.

El modelo de asistencia económica establecido por Monseñor Núñez Collado enrola a las y los mejores egresados de escuelas secundarias públicas y de pequeñas escuelas privadas operadas por organismos no gubernamentales, garantizándoles financiamiento para cursar una carrera universitaria, con el solo aval de su responsabilidad y su buen rendimiento académico.

El trabajo de Monseñor Núñez Collado incluye el establecimiento de varios centros de investigación social y de apoyo al desarrollo en áreas como el medio ambiente y el uso racional de los recursos naturales, la salud, el mejoramiento de la educación básica y media, la prevención en el consumo de drogas, los estudios políticos y sociales, programas de apoyo a iniciativas democráticas y una amplia gama de acciones vinculadas directamente al mejoramiento de la calidad de vida y del desempeño social del país.

Los trabajos y las experiencias de estos centros son ampliamente conocidos a nivel nacional y compartidos con centros y entidades que trabajan con temáticas similares en El Caribe y América Latina. Mencionamos por ejemplo: Centro de Estudios Urbanos y Regionales (CEUR), Centro Universitario de Estudios Políticos y Sociales (CUEPS), Programa de Iniciativas Democráticas (PID), Programa de Iniciativas en Salud Comunitaria (UNISUR) y Centro Para la Prevención y Resolución de Conflictos, de reciente formación.

A Monseñor Agripino Núñez Collado le ha correspondido promover, en representación de la Iglesia Católica, una auténtica cultura del diálogo para la concertación social en la República Dominicana.

Impulsó y dirigió, desde 1985, el Diálogo Tripartito que hizo posible el nuevo Código de Trabajo, promulgado en 1992 y que puso fin a una situación de conflictos permanentes entre trabajadores y empleadores. Desde la puesta en vigencia de este Código han disminuido las huelgas laborales en la República Dominicana.

En múltiples ocasiones, ha sido requerido para propiciar entendimientos y articular acuerdos encaminados a lograr importantes reformas institucionales. Su capacidad de convocatoria para la búsqueda de consenso ha llegado a los partidos políticos, los sindicatos, los grupos organizados, las organizaciones empresariales, las organizaciones de base comunitarias y las agencias internacionales, etc.

Bajo la rectoría de Monseñor Núñez Collado la PUCMM ha abierto diversos foros para el diálogo y ha acojido y dado estímulo a iniciativas de otras instituciones con el mismo objetivo. Algunas muestras de la eficacia del trabajo de Monseñor, para superar situaciones de confrontación han sido, entre otros, el Pacto de Solidaridad Económica de 1990, el Acuerdo de la Comisión de Educación que puso fin a una huelga de maestros y representó importantes conquistas para el Magisterio Nacional en 1991, la Agenda Nacional concertada entre la sociedad civil y los partidos políticos en 1993, el Acuerdo por una Campaña Electoral en un Clima de Paz, el Pacto de Civilidad y el Pacto por la Democracia en 1994, que posibilitó la superación de una crisis política que mantenía al país al borde de la ingobernabilidad y de caer en un vacío institucional.

Otros logros de la concertación social fomentados por el Rector de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra son las reformas al sistema electoral en 1992; los códigos arancelarios y tributarios en 1992; y el acuerdo entre los partidos políticos mayoritarios para superar una crisis política al rededor de la Junta Central Electoral en marzo de 1999. A inicios del 2001 fue designado por el Presidente de la República para coordinar e iniciar los trabajos del Consejo Nacional de Desarrollo, entidad que reúne los diferentes sectores de la vida nacional; y lo más reciente, su significativa participación como Coordinador de la Comisión para la Reforma de la Constitución nombrada por el Ejecutivo de la nación, mediante el decreto No. 410 del 21 de marzo de 2001, integrada por representantes de los partidos políticos y de la sociedad civil.

Como evidencia del importante papel desempeñado por Monseñor Núñez Collado en la consolidación de la democracia, se destacan sus grandes esfuerzos para la inclusión de los más diversos sectores de la sociedad dominicana en el proceso de democratización y en la toma de decisiones de interés nacional. Se considera el mediador por excelencia, aceptado por todos los sectores que conforman el escenario político, económico y social. Ha sido pionero, por ejemplo, en abrir un espacio de participación a las iglesias evangélicas entre los miembros de la sociedad civil.

Dan cuenta de la efectividad de su quehacer los reconocimientos nacionales e internacionales que ha recibido. Entre ellos podemos citar: En agosto de 1990 la Cámara de Diputados de la República Dominicana lo reconoce ''Por su demostrado interés por la superación personal y por la capacitación de los legisladores'', así como por sus aportes a la formación y adiestramiento de los mismos,''Para un desempeño efectivo y provechosos de sus funciones''

Monseñor Núñez Collado ha diligenciado y obtenido fondos nacionales e internacionales para establecer cursos de capacitación y apoyo profesional a los legisladores.

En julio de 1993 el Club de Corresponsales de Prensa Extranjera, Inc., lo declara personaje del año. El certificado que recoge este reconocimiento establece: "Por su relevante papel de mediador en conflictos políticos, económicos y sociales, como agente confiable de mediación en la búsqueda de solución a los problemas que han afectado a la sociedad dominicana en los últimos años".

En 1997 la Unión Católica de Comunicadores Sociales (UCADECOS) le otorga su reconocimiento nacional como personaje del año, por ser "Maestro y Padre de la Cultura del Diálogo y la Concertación Nacional, como Factor Fundamental de la Cultura Cristiana".

En julio de 1998 el Senado de la República Dominicana por resolución unánime lo declara "Gran Maestro de la Concertación, el Diálogo y la Negociación Política".

El quehacer de Monseñor Agripino Núñez Collado en la construcción de la cultura del diálogo y la concertación ha trascendido las fronteras de la República Dominicana.

Monseñor Núñez Collado forma parte de un grupo de pensadores de América Latina que anualmente convoca el Banco Interamericano de Desarrollo, entre los cuales figuran ex-presidentes de países de la región, líderes sociales y empresariales. Monseñor Núñez Collado es el único dominicano en este grupo el cual tiene como objetivo estudiar y proponer opciones y estrategias para lograr un desarrollo con equidad en América Latina.

También dentro del orden internacional, se destaca la participación del Rector, Monseñor Núñez Collado, en diversos foros internacionales en los que se analizan temas referentes al desarrollo con equidad, el liderazgo, la educación y la construcción de procesos de consenso social. Dentro de este rol ha tenido importante participación en eventos convocados por el Banco Mundial, el Banco Interamericano de Desarrollo, la Organización de Estados Americanos y las diferentes agencias del sistema de las Naciones Unidas para el desarrollo, la educación y la salud. Citamos entre estos eventos su reciente participación en las sesiones de trabajo organizadas por la OEA en Perú, con el objetivo de buscar alternativas para el sostenimiento de la gobernabilidad, en el momento en que el expresidente Fujimori abandonaba el poder.

El Rector Núñez Collado pertenece a varias organizaciones cívicas y de promoción de la educación y el desarrollo del país. Ha pertenecido y pertenece, además, a consejos directivos de asociaciones y organizaciones internacionales de educación superior, como: Asociación Internacional Universitaria, Asociación Internacional de Presidentes de Universidades, Organización Interamericana Universitaria, y la Federación de Universidades Católicas, entre otras.

Estamos pues, ante uno de los más grandes educadores, humanistas y promotores de la consolidación de la democracia y de la inclusión social de la República Dominicana y de América Latina.

Volver al inicio Volver al inicio