Biografía

La doctora Margarita Cedeño de Fernández es la primera abogada dominicana en convertirse en Primera Dama de la República, función que desempeña desde agosto de 2004, cuando su esposo, el doctor Leonel Fernández Reyna, fue juramentado como Presidente Constitucional de la República Dominicana para el cuatrenio 2004-2008.

Como parte de sus responsabilidades como Primera Dama, le corresponde dirigir y ejecutar programas que fortalezcan la política social del gobierno dominicano y en ese sentido, en el transcurso de dos años de gestión gubernamental ha iniciado y dado seguimiento con éxito a variados programas sociales, sobre todo en las áreas de Educación, Salud, y Tecnología beneficiando a niños, niñas, adolescentes, mujeres y, en sentido general, a la familia de manera integral como núcleo vital de la sociedad.

Estas iniciativas también van orientadas a favorecer políticas tendentes a erradicar las formas de discriminación y violencia contra la mujer y todas aquellas que propugnan por la igualdad y la equidad de género, así como a la alfabetización de jóvenes con rezago escolar y niños y adultos con discapacidad, a través de herramientas especiales que ha logrado captar mediante acuerdos internacionales para aplicar a los programas dirigidos a ese segmento poblacional, con la intención de transformar a los dominicanos en una sociedad cada vez más incluyente.

La educación en valores también está entre las líneas programáticas de su Despacho de Primera Dama utilizando el libro y la lectura como una forma de integrar cada vez un mayor número de dominicanas y dominicanos al mundo del conocimiento y la cultura. Desde hace dos años, desde su Despacho, la Primera Dama impulsa un ambicioso programa de promoción del libro y la lectura que incluye la capacitación de animadores, la formación de clubes de lectores y la rehabilitación física de varias bibliotecas.

La labor social de su Despacho ha impactado positivamente más de 40 mil familias pobres en las regiones de mayor índice de pobreza del país, a través de “Progresando”, un programa socioeducativo con el cual se trabajan los componentes de salud, educación, identidad, generación de ingresos, formación humana, participación comunitaria, preservación del medioambiente y otros.

Fomentar y promover la aplicación de las tecnologías de la información y la comunicación en la vida diaria de las y los ciudadanas y ciudadanos es otra de las tareas en las que se ha empeñado la doctora Margarita Cedeño de Fernández, en apoyo a las acciones del gobierno en procura de reducir la brecha digital.

Con la puesta en funcionamiento de Centros Tecnológicos Comunitarios en las comunidades rurales más apartadas de la geografía nacional, personas de escasos recursos y de cualquier sexo y edad, pueden acceder a estos recursos y utilizarlos como herramientas productivas, elevando así su nivel de vida.

De igual modo, los habitantes de sectores urbano-marginales de las principales ciudades de la República Dominicana tienen acceso gratuito a diferentes cursos impartidos en los denominados Centros de Aprendizaje para el Progreso o aulas móviles CAP, con el objetivo de brindar oportunidades, especialmente a la juventud, de prepararse y lograr un puesto de trabajo.

Una de las áreas que más afecta a la familia, eje de las acciones del Despacho de la Primera Dama, es la salud. En ese sentido, no sólo se instruye a los integrantes de este núcleo para que aprendan a alimentarse bien a través de programas de nutrición, sino que por medio del departamento de Solidaridad Social, se atienden necesidades puntuales de miles de ciudadanas y ciudadanos.

En Salud, Educación y Tecnología, la doctora Margarita Cedeño de Fernández ha logrado establecer acuerdos de colaboración con diferentes instituciones nacionales y extranjeras que permiten beneficiar a infantes, jóvenes y adultos mayores de la población dominicana, así como a grupos de profesionales como médicos y enfermeras.

Actualmente, 60 menores de escasos recursos se encuentran en Salamanca terminando su bachillerato y realizando cursos técnicos. A esa misma ciudad han sido enviados discapacitados a especializarse en diferentes áreas.

Por segundo año consecutivo, decenas de pequeños han sido evaluados y operados de afecciones cardíacas por especialistas del hospital Bambino Gesú, del Vaticano; a otros tantos les han sido corregidas deformaciones en sus extremidades inferiores con la colaboración de la Fundación SOL (Step of Life), y otro grupo de menores víctimas de quemaduras, podrá ser enviado a Chile para participar en programas de tratamiento y recuperación gracias al acuerdo firmado con la Corporación de Ayuda al Niño Quemado (COANIQUEM), por citar sólo algunos ejemplos de los frutos de las gestiones que ha realizado la doctora Margarita Cedeño de Fernández con innumerables instituciones durante los viajes que ha realizado acompañando al presidente Fernández y cuando le ha tocado hacerlo sola, en representación del Primer Mandatario o para participar en actividades inherentes a sus funciones como Primera Dama..

La niñez, sobre todo aquella cuyos padres no disponen de recursos, es foco de atención especial de la doctora Cedeño, quien desde su Despacho, impulsa la construcción de emergencias pediátricas en hospitales públicos del país y pretende convertir el hospital infantil Robert Reid Cabral en un centro modelo en servicios de salud de calidad y calidez, al igual que en infraestructura, no sólo de la República Dominicana, sino además de la región del Caribe.

Actualmente, el Hospital Central de las Fuerzas Armadas, el hospital Francisco Moscoso Puello y el hospital Municipal de Engombe, cuentan ya con nuevas pediatrías infantiles por iniciativa de la Primera Dama, quien pretende continuar este proceso a beneficio de la niñez dominicana con la construcción de similares áreas en los hospitales Dr. Darío Contreras, en Las Américas y Rubén de Lara, de San Isidro, ambos en Santo Domingo Este.

Para alcanzar las metas que se ha propuesto en su ejercicio como Primera Dama, la doctora Cedeño se ha apoyado en un limitado presupuesto y en un eficiente equipo humano. A través de actividades extraordinarias de recaudación de fondos, y de donaciones recibidas, la Primera Dama ha logrado impulsar proyectos especiales, contando con el concurso y la solidaridad de personas e instituciones que han confiado en la transparencia y efectividad de su gestión.

El ámbito familiar y profesional

Margarita Cedeño de Fernández tiene tres hijos. Yolanda América María, de tres años, procreada en su actual matrimonio con el Presidente de la República, doctor Leonel Fernández Reyna; y Ramón Emil y Gabriela Angelissa Florentino, frutos de su matrimonio anterior.

Es hija de los esposos Luís Emilio Cedeño Matos y Margarita Lizardo de Cedeño, quienes además procrearon a Luís Alfredo. Tiene otras cinco hermanas paternas.

Es doctora en Derecho –Cum Laude– egresada en 1987 de la Universidad Autónoma de Santo Domingo. Tiene una maestría –Magna Cum Laude– en Derecho Empresarial y Legislación Económica, de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra.

Ha realizado estudios relacionados con negociaciones y leyes internacionales y solución de conflictos en las universidades de Georgetown, Harvard y Ginebra, las dos primeras en Estados Unidos y, la tercera, en Suiza.

En el aspecto laboral, la doctora Cedeño de Fernández ha formado parte de prestigiosas oficinas de abogados del país, tales como las del Doctor Abel Rodríguez del Orbe, quien fuera Procurador General de la República Dominicana en el período 1996-2000 y de la firma Fernández y Asociados, de la cual es miembro asociada y fundadora.

Durante los años 1996-2000, fue asesora legal del Presidente de la República con rango de Subsecretaria de Estado. Además fue asesora ad honorem y directora de la Gerencia Legal y Clima de Inversión de la Oficina para la Promoción de la Inversión Extranjera de la República Dominicana.

Tomado de:

http://www.primeradama.gob.do/